Estos son los síntomas que alertan de un cáncer de estómago

0
238

Existen varios factores de riesgo asociados con el cáncer gástrico.

El cáncer gástrico, también conocido como cáncer de estómago, es un tipo de cáncer que se desarrolla en el tejido del estómago. Se clasifica como un carcinoma, lo que significa que se origina en las células epiteliales que revisten el estómago.

Existen varios factores de riesgo asociados con el cáncer gástrico, incluyendo la infección crónica por la bacteria Helicobacter pylori, el tabaquismo, la dieta rica en sal y el consumo excesivo de alcohol. También se ha relacionado con la afección hereditaria llamada síndrome de Lynch.

El cáncer gástrico se divide en dos tipos principales: el adenocarcinoma, que se origina en las células glandulares del estómago, y el linfoma gástrico, que se origina en los linfocitos (un tipo de glóbulo blanco) del estómago.

El tratamiento del cáncer gástrico varía según el estadio y el tipo de cáncer, pero puede incluir cirugía, radioterapia y quimioterapia. En algunos casos, se puede realizar una cirugía para extirpar el estómago y conectar los intestinos delgado y grueso para poder seguir comiendo.

Síntomas del cáncer gástrico

Los síntomas del cáncer gástrico pueden variar dependiendo de la etapa y el tamaño del tumor, pero algunos de los síntomas más comunes incluyen:

  • Dolor abdominal: El dolor puede ser sordo o agudo y se puede sentir en la parte superior del abdomen o en la zona del ombligo.
  • Indigestión o acidez estomacal: El cáncer gástrico puede causar una sensación de plenitud o llenura después de comer, así como reflujo ácido y náuseas.
  • Pérdida de apetito: El cáncer gástrico puede causar una sensación de saciedad temprana, lo que puede hacer que una persona pierda peso sin proponérselo.
  • Fatiga: La pérdida de peso, la anemia (una reducción en el número de glóbulos rojos) y la inflamación pueden causar cansancio y debilidad.
  • Vómitos: El cáncer gástrico puede causar obstrucción en el estómago, lo que puede dar lugar a vómitos o regurgitación.
  • Sangrado: El cáncer gástrico puede causar sangrado en el tracto digestivo, lo que puede dar lugar a heces negras o con sangre, o vómitos con sangre.
  • Cambios en la digestión: El cáncer gástrico puede causar retención de los alimentos en el estómago, lo que puede dar lugar a estreñimiento o diarrea.

Es importante tener en cuenta que estos síntomas también pueden ser causados por otras afecciones, como úlceras estomacales o enfermedad inflamatoria intestinal, por lo que es importante hablar con un médico si se experimentan estos síntomas para realizar un diagnóstico correcto y un tratamiento apropiado.

Prevención

La prevención del cáncer gástrico incluye medidas para reducir el riesgo de desarrollar la enfermedad. Algunas de las medidas de prevención incluyen:

  • Tratar la infección por Helicobacter pylori: La infección crónica por esta bacteria se ha relacionado con un mayor riesgo de desarrollar cáncer gástrico. Si se tiene esta infección, es importante tratarla con antibióticos para reducir el riesgo de cáncer.

Dejar de fumar: El tabaquismo se ha relacionado con un mayor riesgo de cáncer gástrico. Dejar de fumar puede reducir significativamente el riesgo de desarrollar esta enfermedad.

  • Reducir el consumo de alcohol: El consumo excesivo de alcohol se ha relacionado con un mayor riesgo de cáncer gástrico. Es recomendable limitar el consumo de alcohol para reducir el riesgo de esta enfermedad.
  • Seguir una dieta saludable: Una dieta rica en frutas, verduras, cereales integrales y baja en carne roja y sal se ha relacionado con un menor riesgo de cáncer gástrico. Es recomendable seguir una dieta equilibrada y evitar los alimentos procesados.

Realizar exámenes de detección temprana: Es importante realizar exámenes de detección temprana para buscar cualquier anormalidad en el estómago. Estos pueden incluir endoscopias, radiografías y pruebas de sangre para buscar marcadores tumorales. Fuente sebella.abc.es

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here