Temen que se duplique la población de monos silvestres en Florida

0
14

Una tropa de primates itinerantes en el centro-norte de Florida casi duplicará su tamaño si los funcionarios estatales de vida silvestre no intervienen, según una nueva investigación publicada el lunes.

En un estudio publicado en The Journal of Wildlife Management, los investigadores encontraron que la cantidad de macacos rhesus en el Parque Estatal Silver Springs aumentará a 350 animales o más para el 2022. Cuando se realizó el estudio en el 2015, había aproximadamente 175 monos en el parque, que está a unas 70 millas al noroeste de Orlando.

El estudio ayudará al estado a decidir qué hacer con los animales. En enero, los funcionarios de la vida silvestre expresaron su deseo de frenar o incluso eliminar la población de monos debido a investigaciones que mostraron que algunos de los animales en el parque portan el virus del herpes B, que podría propagarse a los humanos. Se han documentado 50 casos en los humanos en todo el mundo, pero no se conoce ninguno en Florida.

Aún así, el estado quiere reducir la potencial de interacción entre humanos y monos, lo cual es difícil ya que las personas a veces intentan alimentar a los animales o tomarse selfies con ellos. Algunos monos agresivos han forzado el cierre del parque en dos ocasiones.

“Mientras más monos haya allí, mayor será la probabilidad de interacciones con las personas”, dijo Steve A. Johnson, profesor de Ecología de la Vida Silvestre y Conservación y coautor del estudio del lunes.

Si bien este tipo de mono también se encuentra en otros sitios de Florida, la investigación examinó dos escenarios para el parque Silver Springs, que es administrado por el estado: eliminar los macacos y esterilizar a las hembras adultas.

Si los funcionarios quieren eliminar a los monos por completo, tendrán que eliminar al menos la mitad de ellos cada dos años, según el estudio. Eso implicaría atrapar y reubicar, o atrapar y sacrificar. La otra opción sería esterilizar al menos a la mitad de las hembras adultas cada dos años. Eso podría reducir a la población a un tercio de su tamaño actual, mostró el estudio.

Todas las opciones, incluyendo la de no hacer nada, están llenas de trampas.

“Los monos invocan muchas emociones humanas”, dijo Johnson, y agregó que es mucho menos controvertido proponer el sacrificio de una especie no nativa como una pitón de los Everglades de Florida. “Para algunas personas, su opinión es que estos animales tienen derecho a estar allí”.

Los monos no son nativos de la Florida. Mientras que la leyenda local cuenta que los monos en el parque fueron liberados cuando la película de 1939 Tarzan y su hijo se filmó en el área. Los expertos dicen que los primates son descendientes de monos liberados intencionalmente en la década de 1930 para aumentar el turismo.

En retrospectiva, eso fue una mala idea, dicen los investigadoresJane Anderson, profesora de la Universidad de Texas A&M en Kingsville y otra coautora del estudio, dijo que no es solo el peligro potencial humano-mono lo que debe tenerse en cuenta al manejar a los animales.

“Sabemos que hay muchas posibilidades de que los macacos tengan un impacto negativo en las especies nativas”, dijo. En otras partes del mundo, los macacos invasores comían huevos de aves nativas y las poblaciones de aves fueron diezmadas. En los Cayos de Florida, los macacos destruyeron 30 acres de manglares, dijo Anderson. Además, se mantienen 3,000 macacos rhesus de cría libre en la isla Morgan, en Carolina del Sur, para la investigación biomédica, y los expertos culpan a los monos por los niveles elevados de E. coli y las bacterias coliformes fecales en las aguas alrededor de la isla.

“Son animales increíbles”, dijo Anderson. “Se pueden adaptar a todo tipo de entornos”.

Los macacos son solo una de las muchas especies de la fauna silvestre no nativa de Florida, y también son una atracción turística. Las empresas ofrecen recorridos en kayaks para ver a los monos, y los turistas brindan la experiencia de cinco estrellas en sitios como TripAdvisor. “Los monos estaban tranquilos y acomodados”, escribió un visitante, quien dijo que estaban sentados en la orilla del río mientras la gente en kayak les tomaba fotos.

Puede haber una razón para eso: Johnson dijo que los monos son tan inteligentes que sabían que los fines de semana atraían a más personas al río y, por lo tanto, más oportunidades para comer.

“Eso es lo que dificulta su gestión”, dice Johnson. “Son animales inteligentes y pensantes”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here